INICIO | QUIÉNES SOMOS | CONTACTO | AVISO LEGAL | INICIAR SESIÓN
Salud familiar

Prurito anal

Jueves, 1 de marzo de 2001.

Prurito anal¿Qué es el prurito anal?

La piel que rodea al ano es sensible y, por tanto, cualquier situación que produzca suciedad y humedad puede dar lugar a picor.

El prurito o picor anal es la picazón de la piel de alrededor del ano. Con el tiempo puede extenderse también hacia la vulva o el escroto.

No se trata de una enfermedad sino de un síntoma. Es un problema más frecuente en los hombres.

Las causas son muchas y variadas, pero el denominador común es la filtración de heces hacia dicha zona.

¿Por qué se produce?

Las causas más frecuentemente asociadas con la aparición de prurito anal son:

  • Enfermedades del ano y recto, como las fisuras (úlcera), las fístulas (orificios) anales y las hemorroides.
  • Enfermedades de la piel, como la psoriasis, el eccema y la dermatitis seborreica.
  • Infecciones de la zona, particularmente los hongos.
  • Parásitos: las lombrices (en niños), la sarna y las ladillas pueden ocasionar un intenso prurito en el ano y alrededores.
  • Antibióticos como las tetraciclinas o la eritromicina se asocian con la aparición de picor anal.
  • Diabetes.
  • Higiene: tanto la mala higiene como la limpieza excesiva (con geles y jabones) de la zona pueden causar irritación y prurito.
  • Dieta: ciertos alimentos, como los cítricos, tomate y el chocolate, y bebidas, como café, té, cerveza y bebidas con cola, pueden asociarse con la aparición de este síntoma.
  • En algunos casos también pueden estar implicadas la ansiedad y otras causas psicológicas.

En la mayoría de los casos no se encuentra una causa específica.

¿Cómo se diagnostica?

El diagnóstico del prurito anal es sencillo. La piel del ano y la de la zona de alrededor se encuentra enrojecida, hinchada, excoriada y húmeda. Cuando el prurito anal es crónico las zonas afectadas están engrosadas, blanquecinas y maceradas.

El prurito es peor por la noche y el alivio que proporciona el rascado es sólo transitorio.                           

¿Cómo puede tratarse?

En general, el tratamiento del prurito del ano suele ser sintomático, mediante medidas de higiene y dieta.

Deben suspenderse todos los antibióticos y las cremas o pomadas que se estén aplicando a dicho nivel.

Hay que cortar las uñas de las manos y tratar de evitar el rascado.

Deben de evitarse los alimentos y bebidas referidos.

Se suspenderán todo tipo de laxantes. Si hay estreñimiento es recomendable aumentar el consumo de fibra en la dieta (salvado de trigo, frutas, verduras).

Después de defecar es recomendable un baño de asiento en agua tibia, usando poca cantidad de un jabón neutro (pH 5,5). Posteriormente se procede a un secado suave de la zona con una toalla limpia y seca y, a continuación, se aplica un poco de vaselina neutra o aceite de oliva. También puede espolvorearse talco común o aplicarse una crema de cortisona (dos veces al día durante dos o tres semanas).

En casos específicos (hongos, eccema, psoriasis, dermatitis) será el dermatólogo quién indique el tratamiento más adecuado.

Categorías: Salud familiar,
Compártelo:
Artículos relacionados
Miercoles, 11 de junio de 2014.
Miercoles, 23 de abril de 2014.
Domingo, 9 de marzo de 2003.
Sábado, 24 de enero de 2009.
Saludalia Social
Email o nick Contraseña Cerrar ×
Conectar
Olvidé mi contraseña