INICIO | QUIÉNES SOMOS | CONTACTO | AVISO LEGAL | INICIAR SESIÓN
Salud de la mujer

Los tacones y su impacto en nuestra salud

Los tacones y su impacto en nuestra saludCuanto más alto es el tacón, más se carga la zona delantera y más absorbe esta región la presión de la pisada, con las consiguientes consecuencias para la salud como dolores lumbares, en dedos, pies, tobillos, pero igual en las caderas y las rodillas, porque la postura asumida al usar ese tipo de calzado tiende a inclinar el cuerpo hacia adelante.

Un gran porcentaje de mujeres gustan de los tacones altos y hacen caso omiso de su impacto sobre la salud, en el afán de lucir elegantes y proyectar una figura de mayor estatura y esbeltez.

Tacones altos ralentizan la circulación sanguínea

Los tacones pueden provocar que la circulación sanguínea se ralentice y tenga entre otras consecuencias, la aparición de dilataciones venosas, que pueden conducir a las llamadas arañas vasculares, muy antiestéticas y a su vez perjudiciales al organismo humano.

Expertos plantean que lo mejor es usar calzados que tengan entre dos y tres centímetros de tacón, para aliviar y compensar la carga muscular en las extremidades.

Hay que tener en cuenta que si ponemos el pie descalzo sobre el suelo la parte delantera (metatarso) soporta el 43 por ciento del peso en cada paso, y el porcentaje restante lo absorbe el talón.

No obstante, si el tacón es de 4 centímetros esa relación varía y es todo lo contrario, mientras que cuando es de 6 centímetros, la presión mayor está en los dedos, con un 75 por ciento, y cuando es mayor a 10 cm, el 90 por ciento del peso queda en el metatarso.

Las plataformas tienen inconvenientes

Contrario a lo que se cree acerca de las plataformas sobre su poco o nulo impacto negativo sobre los pies, estudios recientes demostraron que al calzarlas, la presión continúa ejerciéndose sobre los dedos, aunque como poseen un tacón mucho más grueso que los de aguja, el talón queda un tanto más protegido.

Entre las mujeres que las usan cotidianamente se han detectado la aparición de dolores de espalda y tobillos, pero también algunas deformidades como juanetes y callos, como podemos leer en este artículo de EFE Salud.

Los tacones dañan nuestros piesCiertas ventajas de los botines

A muchas chicas les encantan, y a numerosas mujeres más adultas también, porque les aporta elegancia y a vez confort, partiendo del modelo y del estilo de quien los use los botines pueden ser una buena opción para proteger los pies.

No obstante, un informe de la Asociación de Ortopedia de Nueva York sobre los daños que provocan los zapatos de tacón alto y fino, señala que también con los botines hay que ser precavidas si su tacón es alto, porque cuanto mayor altura tengan más recaerá sobre el metatarso el peso del cuerpo.

Ventajas y desventajas

Lo curioso es que si bien el calzado de tacón alto y fino, tipo aguja, afecta la salud de quienes los llegan con tanto gusto porque se sienten distinguidas, no quedan exentas de sufrir dolores y hasta lesiones aquellas que se inclinan por el uso de esas bailarinas planitas que les ubican los pies a ras del suelo.

Debéis saber que son también dañinas porque al no contar con tacón, no facilita el arco adecuado y conlleva a que el pie trabaje doblemente, con el consiguiente dolor en los talones, la espalda y la aparición de inflamación.

Conclusión final

Después de leer este artículo podemos llegar a pensar que nos pongamos los zapatos que nos pongamos, nuestros pies se resentirán, y la verdad es que la cuestión no es tan tajante. De hecho tenemos una buena noticia: podemos usar casi cualquier tipo de calzado si lo usamos con moderación y con cabeza.

¿Qué queremos decir con eso? Que podemos usar zapatos de tacón, siempre que su altura no sea mayor de 4-5 centímetros y que no los usemos muchas horas seguidas. Las bailarinas planas que analizábamos antes, también podemos usarlas, pero no si vamos a andar mucho ese día. Como vemos, solo tenemos que usar el sentido común.

Por último un consejo que es casi más importante que los anteriores: los zapatos siempre tienen que ser de calidad. SIEMPRE. Un calzado de mala calidad es casi peor que andar descalzos. Confía en las marcas y en las zapaterías de siempre, porque tus pies te lo agradecerán. A veces lo que creemos que nos ahorramos con marcas peores, podemos pagarlo en un futuro con dolores de pies y visitas al médico.

Fuente de las imágenes: Ulanka

También te recomendamos:
Categorías: Salud de la mujer,
Compártelo:
Saludalia Social
Email o nick Contraseña Cerrar ×
Conectar
Olvidé mi contraseña