INICIO | QUIÉNES SOMOS | CONTACTO | AVISO LEGAL | INICIAR SESIÓN
Análisis clínicos

Triglicéridos

Los triglicéridosNombre y Tipo de prueba

Los Triglicéridos son grasas, o mejor lípidos, que el organismo necesita para la formación de estructuras esenciales para las células y que por tanto viajan por el torrente circulatorio. Se consideran un excelente reservorio de energía para nuestro organismo. Al igual que con el colesterol, el hígado es la principal fábrica de triglicéridos de nuestro cuerpo.

No es frecuente la elevación aislada de triglicéridos sin alteraciones de los otros lípidos como el colesterol, pero existen enfermedades familiares y alteraciones dietéticas que pueden condicionar un aumento de sus cifras normales que ocasionarán una hipertrigliceridemia, con la consiguiente aparición de patologías asociadas a su aumento en sangre.

El aumento en sangre de los niveles de triglicéridos puede acarrear la presentación de pancreatitis, aumento del riesgo cardiovascular por ateromatosis y alteraciones cutáneas y oculares.

La determinación de los niveles de triglicéridos se determina mediante un análisis de sangre rutinario.

¿Para qué sirve?

La determinación de los niveles plasmáticos de triglicéridos es importante para conocer la aparición de riesgo aterogénico o lo que es lo mismo, para prevenir la aparición de enfermedad cardiovascular entre otras.

Es un parámetro que nos ayuda en combinación con la determinación de los otros lípidos como el colesterol a hacernos una idea de la progresión de la arteriosclerosis en nuestras arterias.

Además, su conocimiento nos habla de posibles alteraciones del metabolismo lipídico de posible origen familiar y por tanto transmisibles, con las consecuencias clínicas que esto conlleva.

También nos previene la aparición de enfermedades, si se tiene alto, como la pancreatitis aguda o los xantomas o acúmulos de grasa en determinados lugares de la piel.

Enfermedades como la diabetes mellitus pueden condicionar un aumento de los triglicéridos al igual que la ingesta de determinados fármacos como los anticonceptivos orales, consumo exagerado de alcohol, etc.

Es pues, un importante predictor de enfermedad por lo que su conocimiento es necesario a la hora de practicar lo que conocemos como Medicina Preventiva.

Cuando debe realizarse

Como en casi todas las pruebas diagnósticas, debe ser su médico de cabecera quien determine la necesidad y el momento para realizarlas, pero sirva de consejo que sería conveniente que toda la población adulta tuviese realizado al menos un control de sus cifras de lípidos al menos cada 5 años.

En dependencia de la patología que se tenga, por ejemplo diabetes mellitus, o de los fármacos que se tomen, por ejemplo anticonceptivos orales, o del riesgo añadido que se tenga de presentar enfermedad cardiovascular, su médico le aconsejará su determinación con más o menos periodicidad.

Puede ser que hasta cada 6 meses, aunque lo normal es hacerlo cada año o cada 2 años.

En niños y salvo patología conocida o algún condicionante médico que lo aconseje no es necesario realizar este análisis.

No obstante es cierto que los médicos cuando realizamos un análisis general para cualquier otra cosa, pedimos también la determinación de triglicéridos y así conocemos su estado.

Factores que interfieren sus resultados

En todo análisis de sangre general se debe acudir sin preparación especial, en ayunas y sin temor. Es cierto que se deben contemplar algunos consejos como:

  • No variar de alimentación en los días o semanas previos al análisis
  • No deben producirse cambios de peso ni haber pasado recientemente enfermedades que hayan provocado encamamiento prolongado
  • No tomar medicamentos fuera del control de su médico
  • No abusar del alcohol en días previos.
  • En fin, hacer una vida completamente normal

Resultados

Las cifras normales de triglicéridos en sangre están por debajo de 200 mg/dl. Se consideran valores ligeramente altos de 200 a 400 mg/dl y valores ya patológicos por encima de estos valores. Valores por encima de 600 - 800 aumentan el riesgo de pancreatitis aguda.

En dependencia de la asociación de otras enfermedades o factores de riesgo añadidos será conveniente tener los niveles algo más bajos de los propuestos, pero siempre que se tengan por debajo de 200 no hay problemas de salud por los triglicéridos.

Consejos para los pacientes

Como ha quedado dicho con anterioridad, debe recomendarse a toda la población adulta la determinación de los niveles de lípidos en sangre, y concretamente de triglicéridos, para estimar el posible riesgo de aparición de enfermedad.

Su médico de cabecera es quién debe realizar la prueba y valorar su resultado en función no sólo de las cifras que se determinen sino de la asociación de otros muchos factores como la alimentación, los medicamentos que tome, las enfermedades que se tengan y la presencia de más factores de riesgo cardiovascular.

Categorías: Análisis clínicos,
Compártelo:
Saludalia Social
Email o nick Contraseña Cerrar ×
Conectar
Olvidé mi contraseña