INICIO | QUIÉNES SOMOS | CONTACTO | AVISO LEGAL | INICIAR SESIÓN
Digestivo

Cancer de colon

Cancer de colon¿Qué es el cáncer de colon?

El cáncer de colon es uno de los tumores malignos más frecuentes en los países industrializados. Así en Estados Unidos es la segunda causa de muerte por cáncer, siendo superado solamente por el de pulmón. El colon o intestino grueso es un tubo de larga longitud (varía entre 1.5 y 1.8 metros) que se compone de varias porciones: el ciego, el colon ascendente, el cólon transverso, el colon descendente, el recto y el ano. El apéndice está unido al ciego.El intestino grueso recibe este nombre debido a que, por término medio, su diámetro es mayor que el del intestino delgado. Las funciones del intestino grueso son las de absorber agua y electrolitos de las sustancias que llegan a él procedentes del intestino delgado y almacenar las heces formadas que se expulsan al exterior al defecar.

¿Qué factores contribuyen a su aparición?

Entre los factores de riesgo para desarrollar un cáncer de colon destacan los siguientes:

La dieta: se cree que el consumo de carne, grasas animales o alimentos de alto contenido en calorías contribuyen a la aparición de este tipo de cáncer; mientras que los alimentos ricos en fibras vegetales son beneficiosos para la salud. Se ha observado en varias ocasiones que poblaciones más pobres con unas dietas de alto contenido en fibra tienen una incidencia menor de cáncer que poblaciones desarrolladas que consumen poca fibra.

Factores genéticos: determinadas familias tienen una mayor tendencia a desarrollar cánceres, entre ellos los de colon, mientras que otras no muestran esta tendencia. También se sabe que algunos síndromes hereditarios muy poco frecuentes y caracterizados por presentar múltiples pólipos en el colon (poliposis) y que afectan a algunas familias pueden desarrollar un cáncer de colon a partir de la degeneración de estos pólipos.

Presencia de pólipos: éstos pueden degenerar en un cáncer por lo que deben extirparse y el paciente debe ser controlado periódicamente.

La edad: se sabe que esta enfermedad es más frecuente a partir de los 50 años.

Enfermedad Inflamatoria Intestinal: la colitis ulcerosa forma parte de este grupo de enfermedades. En ella el colon aparece inflamado, ulcerado y con hemorragias. Los pacientes suelen presentar diarreas sanguinolentas y dolor abdominal. Se sabe por diversos estudios que los pacientes con colitis ulcerosa tienes mayor riesgo de sufrir un cáncer de colon si se comparan con el resto de la población.

También la enfermedad de Crohn, otro tipo de enfermedad inflamatoria intestinal, tiene un mayor riesgo de desarrollar cáncer de colon.

El tabaco: algunos estudios han mostrado que las personas fumadoras durante un largo periodo de tiempo pueden tener más riesgo de padecer esta enfermedad.

¿Cómo se manifiesta el cáncer de colon?

Las manifestaciones del cáncer pueden variar según la situación del tumor en el colon y de las características del mismo. Así los pacientes que padecen este tipo de cáncer pueden presentar:

Dolor abdominal: se produce por el crecimiento del tumor que puede causar obstrucción del intestino.

Heces sanguinolentas o hemorragia: el tumor puede ulcerarse y sangrar y las heces pueden aparecer manchadas con sangre o bien el paciente puede expulsar sangre aislada por el ano.

  • Estreñimiento o diarrea de nueva aparición.
  • Heces con una forma acintada en algunos casos.
  • Dificultad o dolor en la defecación.
  • Sensación de "quedarse con ganas" tras defecar.
  • Sensación de recto ocupado.
  • Anemia y sus característicos síntomas o signos (palidez, debilidad, palpitaciones, mareos, etc.) que se debe a la pérdida de sangre en el caso de tumores ulcerados.
  • Pérdida de peso y de apetito.

¿Cómo se diagnostica el cáncer de colon?

Cuando el médico sospecha la existencia de un cáncer de colon hará una historia clínica completa así como una exploración física que ha de incluir un tacto rectal. Ésta es una prueba útil, sencilla y fácil de realizar que puede proporcionar una valiosa información. Seguidamente el médico solicitará una serie de pruebas diagnósticas entre las que destacan las siguientes:

Análisis de sangre: permitirá saber si el paciente tiene anemia o no.

Enema opaco: consiste en la práctica de una radiografía del colon previa introducción de una sustancia por el ano que permitirá ver el colon en toda su extensión.

La colonoscopia es una prueba fundamental que se ha de realizar ante la sospecha de un cáncer de colon por su exactitud y además permite la toma de muestras de tejido para analizar. Consiste en la introducción de un tubo flexible o endoscopio por el ano y, gracias a éste, el médico puede ver directamente y determinar si existen pólipos o tumores en el intestino grueso.

También te recomendamos:
Categorías: Enfermedades, Digestivo,
Compártelo:
Saludalia Social
Email o nick Contraseña Cerrar ×
Conectar
Olvidé mi contraseña