INICIO | QUIÉNES SOMOS | CONTACTO | AVISO LEGAL | INICIAR SESIÓN
Vivir sano

¿Qué produce el colesterol?

¿Qué produce el colesterol?No es un secreto para nadie porque afortunadamente se habla bastante de ello. El colesterol alto es un factor de riesgo para la salud general, y puede desatar desde obesidad hasta infartos.

Claro, cuando se dice esto se está refiriendo el llamado colesterol malo o LDL, cuyo exceso en el organismo provoca su alojamiento en las paredes de las arterias y, consecuentemente, la obstrucción de las mismas. Esa obstrucción dificulta la circulación sanguínea y atenta contra el buen funcionamiento de los órganos y tejidos, elevando así el riesgo de sufrir enfermedades cardiovasculares y muchos otros problemas.

Por la importancia de conocer bien sobre este tema, en un mundo donde cada vez se consume más comida chatarra y colesterol, en este artículo queremos hablar sobre qué produce el exceso de colesterol malo en la sangre, qué alimentos lo favorecen y qué podemos hacer desde casa para tratar de mantenerlo a raya.

¿Qué es el colesterol?

Antes de adentrarnos en qué lo produce, veamos qué es el colesterol.

Pues bien, este no es más que un lípido o esterol que de forma natural se encuentra en los tejidos del cuerpo y el plasma sanguíneo de los vertebrados. Las mayores concentraciones se presentan en órganos como el hígado, el cerebro, el páncreas y la médula espinal.

Como hemos dicho, el exceso de colesterol es perjudicial para la salud, pero justo es decir también que constituye una sustancia esencial para la creación de la membrana plasmática, que es la que regula el flujo de sustancias hacia el interior y el exterior de las células.

¿Qué produce el exceso?

Visto qué es y por qué es importante, hablemos ahora de qué produce el exceso de colesterol en el cuerpo, o lo que es lo mismo, qué lo causa.

Pues bien, el incremento del colesterol malo puede obedecer a varias causas o factores. Entre estos tenemos la obesidad o el sobrepeso, el sedentarismo o la poca realización de actividad física, la edad y el género, que determinan mayor riesgo para las elevaciones de la sustancia, la herencia genética, y la tenencia de hábitos perjudiciales y favorecedores del colesterol como el fumar.

Muchas de estas causas son controlables a partir de la voluntad de la persona, que con un estilo de vida marcado por hábitos saludables puede prever el exceso de colesterol en sangre.

Tan es así, que además de todo lo dicho la primera causa identificada del problema que nos ocupa es una alimentación poco saludable.

Dicha alimentación puede estar definida por el consumo desmedido de grasas saturadas, componentes que más influyen en el incremento del LDL.

Alimentos que provocan colesterol

De lo anterior se desprende que muchos son los alimentos que provocan colesterol por su contenido en grasas saturadas. Listarlos a todos haría muy extenso el artículo, pero para que se tenga una idea bastará que ilustremos unos pocos.

Frituras

Por frituras referimos alimentos integrantes de esa categoría perjudicial que es la comida rápida y chatarra, como las papas fritas y otros muchos abundantes en grasas.

Estos mal llamados alimentos más que nutrir sanamente hacen daño, afectando silenciosamente nuestra salud por el rápido incremento de colesterol que su consumo frecuente puede provocar.

Lácteos

Los lácteos son ricos en grasas saturadas, por lo que su impacto en el nivel de colesterol es también considerable. Los que más debemos evitar son la leche entera, las cremas, quesos, helados y yogures no sean descremados.

No es que tengamos que renunciar del todo a la exquisitez de los lácteos, se trata de que los consumamos con medida y si son descremados mejor.

Postres

Por su contenido en grasas y azúcar, parte de la que se sintetiza como colesterol, los postres y dulces también deben ser consumidos con mesura.

Los que más afectan son los que contienen chocolate o mantecas como la de cacahuete, y desafortunadamente estos suelen ser los más sabrosos.

Carnes

Las carnes duras como la de pato y ganso impactan de forma considerable en el colesterol, por lo que se aconseja comer mejor carnes más sanas como el pollo. De igual forma, de todas las carnes se deben evitar los cortes grasos, así como reducir el consumo de sus derivados o carne procesada, ya sean vísceras, embutidos, fiambres, hamburguesas, salchichas, etc.

Remedios caseros para el colesterol

Tradicionalmente se han empleado varios remedios caseros para prever o combatir el colesterol alto. Algunos de los más populares los mencionamos a continuación.

Berenjena

Un remedio muy popular para disminuir la concentración de colesterol en sangre, y efectivo si se acompaña de una alimentación saludable, es agregar una berenjena partida en cuatro pedazos a dos litros de agua, hervir el preparado y una vez frío beberlo a lo largo del día, como algo común.

Ajo

Consumir dientes de ajo es también muy efectivo para controlar el colesterol. La forma más recomendada de hacerlo es medio diente cada mañana. Da lo mismo si se mastica o no, pues de cualquier forma el organismo se apropia de las positivas propiedades.

Al igual que el ajo, comer una manzana en ayunas puede ayudar a bajar el perjudicial lípido.

Salvado de maíz

Combinar una cucharada de salvado de maíz con media taza de agua tibia y beber el preparado en las mañanas es otro excelente remedio casero para contrarrestar el colesterol. En caso de que el salvado que se tenga sea de avena, se pueden tomar diariamente tres cucharadas y batirlas en un vaso de agua, para tomar cuando se guste.

Infusiones de tilo y cola de caballo

Las infusiones de plantas medicinales como el tilo y cola de caballo pueden ayudar al propósito de reducir los niveles de colesterol en el organismo. En el caso del tilo la buena influencia viene por su capacidad vasodilatadora, mientras que en el de la cola de caballo está en su contenido de silicio, que favorece la regeneración de las fibras elásticas de las paredes arteriales.

También te recomendamos:
Categorías: Vivir sano,
Compártelo:
Tags: colesterol,
Saludalia Social
Email o nick Contraseña Cerrar ×
Conectar
Olvidé mi contraseña